Día de San Jerónimo

Para todas las personas católicas es común el celebrar el día de San Jerónimo, un santo que desde sus inicios se reflejó su santidad, tomando en cuenta que la primera parte de su nombre “Jero” significa sagrado, en vida esta era una persona que le dio preámbulo a su santidad de forma exitosa.

El día de San Jerónimo no sólo se celebra de forma recurrente para los habitantes de España, recordando que esta población es católica por naturalidad, esta festividad es celebrada por varios devotos de latino américa como los argentinos, los chilenos y demás regiones del sur.

¿Cuándo se celebra el día de San Jerónimo?

El día de San jerónimo se conmemora los 30 de cada mes de septiembre, una celebración donde sus creyentes le rinden tributo, se dirigen hasta donde está su imagen o iglesia no sólo para pedirle milagros, sino para agradecer por todas las bendiciones y virtudes que pudieron tener en un año gracias a la fe que se le depositó.

Para quienes desconocen de la vida y obra de San Jerónimo, este es uno de los pocos canonizados como santo que en vida tenía buena posición económica, tuvo favorables niveles de estudios gracias a ellos, sus padres lo enviaron a la gran región de Roma donde pudo ampliar sus conocimientos políticos y religiosos.

San Jerónimo nació aproximadamente en el año 342, en una ciudad denominada Dalmacia (pueblo ubicado en Yugoslavia), gracias a los estudios que este obtuvo, Jerónimo es conocido por ser uno de los hombre que logró analizar la biblia de la mejor manera, claro está que esto para la época era un hecho imposible.

Por esta razón es que a este santo se le realizan muchas peticiones en relación a los estudios y todo lo que tenga que ver con lo académico. Un santo milagroso para poder llevar de la mejor manera todos los proyectos y presentaciones académicas importantes de tu vida.

No se debe subestimar la fuerza de este santo tan peculiar, si bien es cierto que los católicos creyentes a este, muchas veces lo limitan únicamente a situaciones de estudio, San Jerónimo tiene una gran reputación para enfrentar las situaciones de salud.

El ser una persona erudita en vida, le permitió poseer un amplio conocimiento general, no sólo de lo que es la biblia y su análisis. Mientras este se encontraba en la región romana, tras evolucionar su conocimiento, muchos acudían a él por ser el conocedor de como aliviar heridas y enfermedades.

Con el pasar de las décadas, tras convertirse en un santo, se ha podido escuchar o reconocer los milagros de este santo, declaraciones de los fieles creyentes a este santo, manifiestan que es un ser espiritual que nunca los abandona, creciendo así la comunidad de devotos a San Jerónimo.

Es sencillo reconocer por qué San Jerónimo se ha convertido en un santo tan querido y reconocido, con todo lo mencionado anteriormente se estima que en los próximos años cada vez más personas se sumen a la celebración del día de San Jerónimo.

Santos Catolicos