Frases de San Ignacio de Loyola

Muchas de las personalidades que hoy en día son reconocidas como santos o como personas con una alta carga, pasaron por circunstancias en sus vidas que hoy les permiten ser reconocidos por la sabiduría y valentía demostrada. Parte de esto se ve evidenciado a través de las frases de San Ignacio de Loyola. Un hombre predicador de la fe católica.

Sus frases nos demuestran la nobleza, el respeto y la creencia que tiene sobre la fe católica. Al mismo tiempo, nos permite comprender por medio de sus mensajes, la importancia que tiene el hecho de que podamos vivir de esa fe y de la fortaleza que la misma nos otorga a lo largo de nuestras vidas.

Frases dirigidas a la implementación de la fe en el mundo

Dentro de las frases de San Ignacio de Loyola, podemos encontrar frases que van principalmente dirigidas a lo que sería la posibilidad de hacer un mundo mejor, recordándonos la importancia de mirar con ojos de bondad, tal como lo indica la siguiente frase: “¿De qué sirve ganar el mundo, si al final perdiste tu alma”.

Hablamos desde luego de un hombre que partiendo de los conocimientos adquiridos por medio de sus lecturas, internalizó y profundizó el sentido humano que se vuelve tan necesario dentro de nuestras sociedades, siendo estas sociedades que con el paso de los años, se han visto marcadas por lo que sería cosas indebidas y la maldad humana que sigue estando latente.

Otra de las frases de San Ignacio de Loyola que nos dice: “El examen de la conciencia es siempre el mejor medio para cuidar bien el alma”, nos llama a una profunda reflexión con relación a lo que sería la necesidad que tenemos de obrar bien y de entender que de ello depende nuestra propia paz espiritual, sin la cual nada sería posible para nosotros.

 

Frases dirigidas al amor y a la importancia del mismo en nuestras vidas

Cuando comenzamos a hacer un recorrido por los pensamientos y las frases de San Ignacio de Loyola, nos podemos dar cuenta de la manera en la que el mismo ha llegado a ser gratamente influenciado por lo que sería el amor y el reconocimiento de la importancia que tiene el mismo en nuestras vidas como seres que hemos sido producto de él.

“El amor se ha de poner más en las obras que en las palabras” Esta es una de las frases que más vuelta le ha dado al mundo y esto corresponde con el hecho de que ciertamente es indispensable hacer las cosas con mucho amor, estando este por encima de las controversias y de las malas intenciones de mucha gente, ya que él es un sentimiento transformador.

Son muchas las frases de San Ignacio de Loyola, pero podemos finalizar hablando un poco de la siguiente: “Quien evita la tentación, evita el pecado” y es que, evidentemente, hablar de tentaciones es hablar de todo aquello que está muy apartado del amor y que solo sirve para perjudicarnos y para enseñarnos el camino contrario a lo bueno.

Santos Catolicos